Skip to main content
Última actualización: 29 de mayo de 2024
Inicio » Servicios » Noticias » Mujeres impulsan retorno de la fuerza laboral a niveles prepandemia

Mujeres impulsan retorno de la fuerza laboral a niveles prepandemia

23 de febrero de 2023
mujeres impulsan

Después de tres años, la tasa de participación en el mercado laboral volvió a sus niveles previos a la emergencia por la Covid-19, tras este impulso puede existir la percepción de un mejor entorno, pero también la presión de la inflación en los ingresos familiares.

La participación de las personas en el mercado laboral en México regresó por primera vez a sus niveles prepandemia tras varios periodos de recuperación. En el último trimestre de 2022 este indicador se ubicó en 60.4%, en línea con lo observado a finales del 2019, antes del impacto de la Covid-19, comportamiento impulsado por el empleo femenino.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), antes de que la emergencia sanitaria por el nuevo coronavirus afectara al empleo, la tasa de participación laboral se encontraba en 60.5%, pero luego de la salida masiva de personas del mercado laboral en abril de 2020, ésta llegó a reducirse hasta 49.2% en el segundo trimestre de dicho año, su nivel más bajo desde que se tiene registro.

La tasa de participación que mide el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) es la proporción de personas mayores de 15 años que se encuentran activas en el mercado laboral, ya sea a través de una ocupación o en búsqueda de una oportunidad de trabajo.

“Esto nos habla por un lado de qué tan incentivadas están las personas para entrar al mercado laboral y buscar trabajo; recordemos que la participación laboral no se limita a tener empleo, también incluye buscarlo”, explica Ana Bertha Gutiérrez, coordinadora de Comercio Exterior y Mercado Laboral del Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco).

Aunque los niveles de ocupación –entre otros indicadores clave– consiguieron recuperarse antes, la tasa participación demoró nueve cuatrimestres en recuperar las cifras observadas antes del impacto de la pandemia.

Desde la perspectiva de la especialista del Imco, el retorno de este indicador a cifras prepandemia se puede relacionar con dos factores: el primero es la percepción de mejores condiciones para buscar empleo; el segundo, la presión de la inflación en el bolsillo de las personas.

“La inflación lleva más de un año ejerciendo presión sobre los ingresos de los hogares y eso puede ser un incentivo para que las personas se empleen o busquen trabajo, independientemente de las condiciones, para cubrir sus gastos que están creciendo”, señala.

En 2022, la población económicamente activa (PEA) tuvo un crecimiento de 1.4 millones de personas, esto fue el balance de un incremento de 1.7 millones de ocupados y una reducción de 354,479 en los desempleados. En tanto, la tasa de desocupación cerró el ejercicio en 3.0%, el nivel histórico más bajo desde 2005.

Para Axel Eduardo González, analista de México ¿Cómo Vamos?, la tasa general de participación era uno de los indicadores más importantes del mercado laboral que aún no recuperaba su nivel previo a la pandemia.

Sin embargo, apunta, retornar a las cifras que se tenían antes de la emergencia sanitaria no significa regresar a un escenario óptimo, pues aún hay temas estructurales que deben mejorarse.

Empleo femenino, clave en la recuperación
La recuperación de los niveles generales de participación laboral fue impulsada por el aumento del empleo femenino. En los últimos dos años, de las 3.1 millones de personas que se sumaron a la PEA, el 55% son mujeres.

De hecho, en términos proporcionales, la participación laboral de las mujeres creció de 45.4 a 46.2% entre 2019 y 2022, con lo que se ubicó en el nivel más alto desde que se tiene registro. En tanto, este indicador para los hombres se redujo en el mismo periodo, al pasar de 77.2 a 76.5 por ciento.

“La participación laboral de mujeres está en su nivel máximo desde 2005, y eso nos muestra que por un lado puede haber empleos más atractivos, pero también la necesidad de las familias de cubrir ingresos”, expone Ana Gutiérrez.

Desde la perspectiva de la especialista, no se puede descartar que en los últimos tres años se hayan tenido algunos avances para eliminar barreras que limitan la incorporación de mujeres al mercado laboral. Además, es probable que el entorno económico también haya contribuido a que más mujeres encontraran un empleo.

En los últimos tres años, 1.7 millones de mujeres se incorporaron a la población ocupada, lo que superó en términos absolutos el ingreso de 1.2 millones de hombres a una actividad económica en el mismo tiempo.

En tanto, entre 2019 y 2022 la tasa de informalidad laboral pasó de 56.1 a 55.1 por ciento. Las mujeres conformaron la fuerza laboral que mejor dinamismo mostró en este avance, luego de una disminución de 1.4 puntos porcentuales en sus niveles de informalidad; la baja en el renglón de los hombres, por su parte, fue de 0.7 puntos porcentuales.

“Por todas las labores de cuidados que cayeron en las mujeres durante la pandemia, tardaron mucho más en reincorporarse al mercado laboral a diferencia de los hombres, y ahora hay un resultado muy consistente, por ejemplo, en el último año observamos una reducción de 994,273 mujeres en la Población No Económicamente Activa disponible, y esto nos muestra que la pandemia tuvo un impacto más prolongado para las mujeres”, señala Axel González.

Además, explica, es probable que la participación femenina en la fuerza laboral aún mantenga el impulso por la salida de mujeres del mercado de trabajo durante la pandemia, es decir, como un efecto rebote que se combina con el crecimiento poblacional.

Independientemente del factor que impulsó el crecimiento de la tasa de participación general, los analistas consultados coinciden en que el desafío está en mantener el ritmo y que el mercado laboral sea más atractivo e incentive a las personas a emplearse o buscar activamente un trabajo.

Con información de Gerardo Hernández, publicado originalmente en EL ECONOMISTA.

https://www.eleconomista.com.mx/capitalhumano/Participacion-laboral-retorna-a-niveles-prepandemia-con-impulso-del-empleo-femenino-20230220-0078.html