Noticias

  • Inicio
  • Servicios
  • Noticias
  • ¿A qué se enfrenta el entrenamiento de talento en México?

¿A qué se enfrenta el entrenamiento de talento en México?

19 de Noviembre 2021

¿A qué se enfrenta el entrenamiento de talento en México?

El futuro del trabajo y su componente tecnológico demandan una fuerza laboral con más competencias digitales y el desarrollo de habilidades blandas. La formación profesional tiene desafíos importantes para preparar a los nuevos profesionistas para los empleos del mañana.

Especialistas coinciden en que la educación híbrida, la actualización ágil de los planes de estudio, la difusión de herramientas gratuitas para capacitación, la metodología de enseñanza y el desarrollo de competencias digitales y habilidades blandas son algunos de los retos que enfrenta la educación profesional para formar a la fuerza laboral del futuro.

La educación híbrida es un modelo de enseñanza que impulsó la pandemia y con una buena implementación puede ayudar a la adquisición de competencias digitales que las organizaciones están demandando. Sin embargo, el desafío de este tipo de formación es la propia transformación de las formas tradicionales de aprendizaje.

“Se requiere repensar la educación y desarrollar modelos de enseñanza y aprendizaje que capturen la atención de los jóvenes para aprender de manera diferente. Por otro lado, es importante el uso de la tecnología debe ser una herramienta para acelerar los aprendizajes, más que un canal para transmitir contenidos”, afirmó Alma Leyva, coordinadora de Desarrollo Institucional de Alianza NEO México en el marco de su participación en EnlightED 2021.

En ese sentido coincidió Marcos Ramírez, director de IE University México, quien aseguró que la formación híbrida ya es más aceptada por la sociedad y facilita la adaptación tecnológica de los jóvenes, clave para la incorporación en un empleo del mañana. Pero ningún modelo educativo garantizará la inserción al mercado de trabajo si las universidades no analizan las necesidades de las industrias.

“Debemos de ser mucho más ágiles al momento de adaptar los programas que tenemos. La sociedad cada día cambia de manera más rápida y eso se debe también a una disrupción tecnológica y la transformación digital que estamos sufriendo, por eso los contenidos deben ser adaptados y la forma en la que enseñamos. En muchos países que están en vías de desarrollo como México muchas veces las metodologías de enseñanza se quedan estancadas”, apuntó.

En torno al panel ¿Cómo se están formando nuestros jóvenes?, los especialistas señalaron que la transformación de los modelos de enseñanza, la actualización de los planes de estudios y el fortalecimiento de la educación híbrida son cruciales para la preparación de los jóvenes para el futuro del trabajo y el desarrollo de competencias de alta demanda.

“Uno de los puntos fundamentales en los que se está enfocando la educación es incorporar el manejo de competencias tecnológicas digitales en las prácticas docentes, esto los pone frente a un nuevo modelo educativo centrado en competencias y adopción de nuevas tecnologías, por lo que desarrollar estrategias pedagógicas alineadas a este punto implica que el docente se identifique como un facilitar de aprendizaje y, por ende, se necesita asegurar su capacitación”, consideró Alma Leyva.

Competencias digitales y blandas
Las competencias digitales y en especial las habilidades blandas juegan un papel importante en el futuro de la empleabilidad frente a un mercado en constante cambio debido a los avances tecnológicos.

En su intervención, Sergio Porragas, director de Operaciones de OCC Mundial, aseguró que las empresas ya empiezan a priorizar las competencias con las que cuentan los candidatos más allá de la institución educativa donde estudiaron.

“Estas habilidades blandas o socioemocionales, como el trabajo en equipo, empatía, adaptación, resolución de conflictos, comunicación, entre otras, son habilidades que se requieren en todos los puestos de trabajo, desde los básicos hasta las direcciones generales. Si no tenemos esas habilidades, no estoy dando el ancho, como decimos coloquialmente”, subrayó el ejecutivo.

Esta nueva realidad en cuanto a necesidades de las organizaciones implica analizar si los planes académicos están preparando adecuadamente a los estudiantes con las habilidades que el mercado demanda. “Al final del día, uno se prepara profesionalmente para poder tener un trabajo después de la carrera universitaria”, acotó Marcos Ramírez.

Relevancia de los recursos gratuitos
Es un hecho que uno de los retos para la preparación de la fuerza laboral del futuro es la desigualdad en el acceso a la formación universitaria y esto puede provocar que algunas personas se queden rezagadas en el desarrollo de competencias de alta demanda.

Sin embargo, los especialistas coincidieron en que parte del desafío para cerrar esta brecha es la comunicación a los jóvenes sobre las opciones gratuitas para prepararse y adquirir las habilidades más demandas por el mercado.

“A veces el desconocimiento puede ser nuestro peor aliado, el no saber que cuentan con opciones limita a los jóvenes en su desarrollo. Esa limitante está relacionada con la comunicación. Un punto importante sería acercar a los jóvenes e informarles sobre las alternativas que pueden tener a través de programas sociales y plataformas que impulsan su desarrollo”, dijo Alma Leyva, coordinadora de Desarrollo Institucional de Alianza NEO México.

Por su parte, Marcos Ramírez, director de IE University México, destacó la oferta educativa gratuita por internet a través de cursos que permiten el desarrollo de competencias de alta demanda y la capacitación en áreas con crecimiento.

Sergio Porragas le recomendó a los jóvenes especializarse y mantenerse en constante actualización, además de certificarse en la mayor cantidad de competencias y áreas posibles para ampliar sus oportunidades en un futuro que tiende a ser más digital.

Con información de El Economista.