identificarse 01

LAS 27 COSAS QUE DEBERÍAS ELIMINAR INMEDIATAMENTE DE TU CV

Creado el Lunes, 09 Enero 2017. Publicado en Artículos Bolsa de Trabajo

LAS 27 COSAS QUE DEBERÍAS ELIMINAR INMEDIATAMENTE DE TU CV
¡BORRA ESTO YA!

Explicaciones generales: Imagina que has estado embarcado en un proyecto que ha tenido grandes beneficios para la empresa. En vez de poner: “Proyecto X-grandes beneficios” tendrías que añadir: “Proyecto X- incrementó un Y% los beneficios de la empresa Z”.

Opiniones: Los expertos en reclutamiento recomiendan dejar las opiniones de lado. Por eso aconsejan eliminar del CV los apartados tipo: “Soy un gran comunicador, apasionado por mi trabajo y, además, soy muy organizado”. Si realmente lo eres, los de RRHH lo sabrán.

Explicación de por qué quieres el trabajo: ¡Deja esta explicación para una carta de presentación o para una entrevista! Nunca para un CV.

Tus notas: Una vez que estás fuera de la universidad, tus notas son irrelevantes a menos que tengas una media superior a 8,5. En tal caso, adjunta este dato.

Razones por las que dejaste una compañía: Esto es irrelevante en el CV, pero es importante en una entrevista. Así que si consigues pasar el primer filtro, prepara una respuesta para esta pregunta.

Palabras explotadas: Nos referimos a esas palabras que todo el mundo usa hoy en día en su CV y que los reclutadores están hartos de ver. Estas son: buscavidas, pensar fuera de la caja, sinergia, complaciente. Sin embargo, podrías cambiarlas por: resolutivo, lanzado, logros.

Tipografías: Olvida las tipografías demasiado infantiles (¡Di no a la Comic Sans!) o las que vienen establecidas por defecto. Los expertos recomiendan dejar de lado la Times New Roman y las tipografías con serif. De hecho, aconsejan usar tipografías estándar Sans Serif, como Arial.

BORRA, BORRA, BORRA

Sueldo: Hay mucha gente que incluye en su CV su sueldo si lo que está buscando es cambiar de trabajo. Esto es un proceso que se negocia en la entrevista, y podría dar el mensaje equivocado si se incluye en un currículum.

Más de 15 años de experiencia: Cuando incluyes trabajos anteriores al año 2000, los reclutadores perderán interés. Y es que los de RRHH sólo se fijarán en tus últimos puestos.

Links Social Media irrelevantes: Aquí hay que diferenciar las redes profesionales de las que no lo son. Por ejemplo, aunque debes adjuntar un link a

LinkedIn, deberías dejar de lado otras redes menos profesionales como Instagram o Pinterest (a menos que las utilices a nivel laboral). Todo depende de para qué las utilices.

Jerga empresarial: Muchas empresas utilizan términos específicos para hablar de un determinado proceso o proyecto. En este caso te recomendamos ser genérico y nombrarlo como la mayoría de la gente conoce.

El nombre de tu jefe: A menos que tu jefe tenga un cargo realmente relevante para tu futuro puesto de trabajo, y hayas quedado con él en que podrían llamarle, no se te ocurra incluir el nombre del mismo.

Encabezados, pies de página, imágenes y tablas: A pesar de que un encabezado atractivo o una tabla bien hecha pueda resultar un punto positivo en tu CV, hay muchos sistemas informáticos de RRHH que no reconocen bien estos elementos.

Correo de empresa: Esto no es que sea peligroso, es que es estúpido. ¿Realmente quieres que los reclutadores profesionales te llamen a tu actual trabajo para hacer la entrevista? Por si no lo sabías, tus actuales jefes pueden monitorizar tus corres y llamadas. Así que si no quieres que te despidan...pon tu correo personal.

Obviedades: Por ejemplo, no es necesario poner “teléfono” delante del número de móvil que adjuntes. Lo mismo ocurre al poner “e-mail” cuando a continuación se encuentra tu correo electrónico.

BORRA ESTO INMEDIATAMENTE

E-mail no profesional: Si aún conservas direcciones de correo electrónico del tipo lachuladelocho@gmail.com o nenito_guapito@yahoo.com, es hora de crear una cuenta más profesional. Sólo te llevará un par de minutos, y es gratis.

Presente: Nunca describas un trabajo antiguo en presente. Sólo tu actual trabajo puede estar escrito en ese tiempo verbal.

Pronombres personales: Los expertos recomiendan no utilizar los pronombres personales en tu CV. Y es que se sobreentiende que todo lo que pone lo has hecho tú.

Formato: El formato de tu CV es igual de importante que el contenido. Una vez escribas la fecha de un dato, utiliza el mismo estilo para el resto del currículum.

Referencias: Si los reclutadores necesitan referencias, te las pedirán, no es necesario adjuntarlas en un CV.

Detalles que revelan tu edad: Si no quieres que los reclutadores profesionales sepan tu edad para que no te discriminen para un puesto de trabajo, es hora de que muevas tu fecha de graduación universitaria. Eso sí, con cabeza.

Demasiados bullet points: Añadir demasiados bullet points (puntos negros de referencia) en un CV causa el mismo efecto que si pusieras todo en Negrita. Utilízalos sólo para señalar lo realmente importante.

Demasiado texto: Pasa lo mismo que en el punto anterior. Cuando utilizas un margen demasiado pequeño, haces que el reclutador se tenga que esforzar demasiado en leer tu CV. Lo que recomiendan los expertos es dejar espacios en blanco para que resulte más atractivo. Ya sabes lo que dicen: menos es más.

Y POR ÚLTIMO...

Mentiras evidentes: CareerBuilder realizó una encuesta a más de 2.000 directores de RRHH en la que puso de manifiesto que las mentiras en el CV estaban a la orden del día. Una cosa es embellecer el currículum y otra muy distinta es contar una mentira garrafal. Algunas de estas “trolas” eran: un candidato que aseguraba haber ganado un Premio Nobel, otro que aseguraba haber sido CEO de una compañía para la que estaba aplicando, uno que afirmaba haber ido a una universidad que no existía...y la lista continúa.

Hobbies: A menos que sean muy relevantes para el puesto que estás aplicando, no los pongas. A nadie le interesan.

Más de un número de teléfono: Los expertos recomiendan incluir un único número de móvil para que, en caso de que seas seleccionado, sepas que las llamadas perdidas de ese teléfono son importantes.

Dirección postal: A nadie le interesa saber exactamente dónde vives. Con que pongas la provincia, es suficiente.

Información Personal: Lo mismo ocurre con tu número de la Seguridad Social, tu religión o si estás soltero o casado. Esta información se solía incluir en antiguos CV, pero a día de hoy puede ser ilegal preguntar algunas de estas cosas.

Empleos temporales: ¿De qué te sirve poner que has estado envolviendo regalos en El Corte Inglés si quieres optar a un puesto de Redactor?

Objetivo: Si has aplicado en una oferta de trabajo, es obvio que te interesa el puesto. Por lo tanto, tu objetivo es evidente: conseguir ese trabajo.

Agréganos a tus redes sociales

Inicio de sesión
AMEDIRH

Inicio de sesión

ManpowerGroup